SIDEL - Cermex FlexiPack asegura el empacado ágil de las botellas de vinos y licores - Handling&Storage

Vaya al Contenido

SIDEL - Cermex FlexiPack asegura el empacado ágil de las botellas de vinos y licores

Cermex FlexiPack asegura el empacado
ágil de las botellas de vinos y licores

Los nuevos formatos y un aumento en el número de unidades de referencia de inventario incrementan las exigencias del redimensionamiento de la producción en las industrias de los vinos y los licores. Para el momento crítico de empacar botellas de vidrio en cajas americanas, Sidel presenta Cermex FlexiPack, una ágil empacadora autoajustable tipo pick & place que mejora la flexibilidad y la facilidad general de las operaciones, al tiempo que proporciona una protección total del embalaje primario. Todo ello es posible gracias a cambios de formato de diez minutos y a una mejor gestión del flujo de las botellas.
“En la actualidad, tanto el mercado de los vinos como el de los licores muestran una oferta de productos muy fragmentada —sostiene Olivier Goffin, Vice President Global Accounts Beer, Wine and Spirits de Sidel—. Aunque esto necesariamente conduce a ciclos de fabricación más cortos, no puede suceder en detrimento de la imagen de marca y la integridad del producto, ya que ambos aspectos son elementos clave para lograr su atractivo y diferenciación. Los consumidores esperan probar nuevos artículos, envases y sabores a un ritmo cada vez más rápido, mientras las fronteras entre las distintas categorías de bebidas se desdibujan. Los propietarios de las marcas responden a este desarrollo mediante la ampliación de sus carteras”.
En el ámbito de la producción, esta tendencia tiene consecuencias muy claras: la imagen de la marca se respalda cada vez más en la sensación y el aspecto del envase y, por lo tanto, la decoración de la botella merece una atención meticulosa, al tiempo que se esperan cambios de formato cada vez más frecuentes y delicados. La integridad del producto se transforma en un aspecto particularmente crítico en la etapa del embalaje secundario, ya que las botellas se deben manipular con cuidado durante el transporte hacia la entrada del sistema de empacado, la selección, la toma y, luego, la inserción dentro de la caja. Por otra parte, la creación de nuevos formatos debe gestionarse de manera sencilla y autónoma. “En general, los operadores de los embotelladores solicitan un elevado nivel de agilidad con cambios de formato altamente automatizados y una operatividad sencilla en todas las etapas, para lograr una gestión exitosa de sus procedimientos de envasado actuales y futuros”, añade Olivier.

Cambios de formato en diez minutos gracias al cabezal de prensión autoajustable

Este equipo, especialmente adecuado para manejar entre 10.000 y 18.000 botellas por hora, se diseñó teniendo en cuenta un alto grado de flexibilidad y operatividad para cada uno de sus submódulos, en concreto, una alimentación de botellas por canal, un manipulador con pórtico de ejes numéricos y su sección de transporte de cajas americanas (es decir, la entrada, la carga y la salida de las cajas). Además, se puede complementar aguas arriba con un DiviArm, que es un sistema de distribución positiva de las botellas que limita la presión y elimina los impactos cuando los envases se reparten en los canales de alimentación de la empacadora, con el fin de lograr la máxima integridad del producto.  
La agilidad y facilidad mejoradas en las operaciones de esta solución se manifiestan en una serie de funciones: por ejemplo, un alto nivel de ajustes automáticos y piezas con un rediseño más ligero, que permiten cambios de formato ergonómicos, fiables, repetibles, sin necesidad de utilizar herramientas y que se realizan en menos de diez minutos. Didier Saussereau, Packing Product Manager de Sidel, afirma: “Cermex FlexiPack maneja una amplia variedad de diámetros y alturas de botellas, siempre brindando la mayor atención a la integridad del producto. Los diferentes diseños de cuellos de botellas o de tapas no representan un problema, ya que los extremos de las pinzas se pueden cambiar de manera fácil y rápida. Todos los movimientos son brushless para suavizar el flujo del producto de forma permanente y, además, permitir los ajustes completamente automáticos para los cambios de formato”. Asimismo, un único cabezal de prensión ajustable servoaccionado asegura una toma precisa y sin fricción de los lotes y la transferencia de entre 24 y 48 botellas de manera simultánea.
“Para una mayor accesibilidad y facilidad de uso, la solución cuenta con la versión más actual de nuestra intuitiva IHM (interfaz humano-máquina), que asiste a los operadores en los procedimientos de estadísticas, diagnóstico y mantenimiento, todo ello disponible a través de una navegación similar a la de una tableta”, subraya Didier. La IHM también brinda al operador una guía paso a paso para la creación de cualquier formato nuevo, al tiempo que genera automáticamente la configuración del cambio pertinente y, de esta manera, aumenta la autonomía y maximiza el tiempo de funcionamiento.

Desde la integridad hasta la decoración de la botella

La innovadora gestión del flujo y de la velocidad a cada paso del proceso de empacado protege la botella de vidrio y su etiqueta. La reducción del ruido también se logra limitando la presión y los impactos a los que los envases se ven sometidos en cada etapa de la producción. La ausencia de fricción es la regla cuando las botellas se distribuyen de manera positiva en tres o cuatro vías a través del repartidor DiviArm.
Además, FlexiPack cuenta con un exclusivo reagrupamiento de lotes garantizado por una sucesión de cuatro zonas de transporte, cada una de ellas a una velocidad diferente: al final, en la cuarta sección de transporte, una barra de acompañamiento de tope crea el lote y luego transfiere las botellas delicadamente a la estación de toma. Este factor también minimiza los impactos y, de esta manera, garantiza una máxima protección del producto.

Más eficiencia energética y compacidad para un menor costo total de propiedad

La nueva empacadora autoajustable pick & place de Sidel también ahorra energía mediante el empleo de materiales más ligeros para el cabezal de prensión, lo que reduce su peso y, por lo tanto, la energía que consume el manipulador. Asimismo, Cermex FlexiPack limita de manera significativa el uso de aire comprimido gracias a la sustitución de todos los actuadores neumáticos por eléctricos. Proyectado para un ciclo de producción de cinco años, el ahorro generado podría alcanzar los 10 000 kWh, que equivalen a 3.5 t de CO2.
Para un mayor rendimiento, y como una alternativa al DiviArm, la innovadora solución de transporte y acumulación sin contacto de Sidel, Gebo AQFlex®, puede alimentar el número adecuado de canales de Cermex FlexiPack para obtener una disposición más compacta y, potencialmente, añadir tiempo de acumulación a la línea.


Regreso al contenido